Mensaje de la Hora

William Marrion Branham Profeta y Mensajero

Noticias Branham

Secciones Branham

Mensajes Mp3 William Branham

Mensajes PDF William Branham

Videos William Branham

Testimonios

Hombre Llamado Por Dios William Marrion Branham

Hombre Llamado Por Dios PDF - William Marrion Branham

58-1005E

Cita del Mensaje de William Marrion Branham:
Dios tiene que alejar a un hombre de las cosas del mundo, para que El pueda aquietarlo, para que él pueda escuchar a Dios, ese Silbo apacible y delicado. Entonces, una vez que está en contacto con Dios, él se vuelve intrépido entonces. Fíjense que a él no le importa lo que alguien diga; él ha estado en la Presencia de Dios. El conoce a Dios en el Poder de Su resurrección.

Y entonces, David, lo vemos. Un día, Dios permitió que un oso viniera y atrapara a una de sus ovejas. David simplemente se fue tras ese oso. No hay duda de que él oró, porque un poco después él confesó haberlo hecho. Y oró y le pidió a Dios. El era guarda de esa oveja. El no podía perder esa oveja. Y él debía de salvar esa oveja a toda costa. Y él agarró su pequeña honda, y se fue tras ese oso y lo mató. El debía salvar a esa oveja. ¿Ven para qué lo estaba entrenando Dios?

Dios quiere que Sus pastores salven a las ovejas, a pesar de lo que tenga que ser llamado y por qué tenga que pasar. Salvar a esas ovejas.

Entonces El vio que David era valiente con ese oso, así que El sólo aumentó el poder del animal un poco más, y El le envió un cordero...un león y se llevó a uno de los corderos.

Y un león es un animal feroz. Oh, en Africa, cuando yo los estaba cazando...Un león puede matar diez hombres antes de que Uds. puedan decir: “Jack Robinson”. ¡Oh, es una poderosa y gran bestia! Sólo con un rugido grande y, simplemente, los hombres son consumidos. Y el que muere bajo el poder de un león nunca siente ningún dolor. Es un susto tan grande, el oír ese rugido como el que él da. Esas grandes patas gigantes, en tan sólo un momento, él ha destrozado a una docena de hombres.

¡Y pensar, un muchachito! La Biblia dice que él era “rojizo”. Eso significa que él sólo era un muchacho pequeñito, con una pequeña honda. Uds. saben qué es, un pequeño pedazo de piel con una cuerda a cada lado. Y un león hambriento, ya con el sabor de sangre en su boca, corrió y agarró una oveja. David levantó los ojos hacia Dios y dijo: “Yo no puedo perder ésa. Tú ayúdame, Señor”. Y él derribó al león, con la honda. Y cuando el león se levantó contra él, ese muchachito, y el león pesaba como quinientas libras [Como doscientos veintisiete kilos.--Traductor], o más, ese muchachito pesaba quizás setenta u ochenta [Treinta y dos o treinta y seis kilos.--Traductor]. El sacó de su pequeño cinto, el cuchillo. Y cuando el león se levantó, el cual mataría a diez hombres con un par de manotadas, él agarró al león por la barba y lo mató.

¡Valentía! Dios no quiere cobardes. El no puede usarlos si Uds. tienen temor de tomar Su Palabra y creerle. El quiere hombres valientes, que no prestarán atención a nada sino a lo que el Señor dice. Esa es la clase que El tiene con la cual moverse. A pesar de lo que la iglesia dice, lo que el pastor dice, por lo que la iglesia se para; él se para por Dios y justicia, y Su Palabra. Esos son los hombres que nosotros...Dios va a mandar en estos días para Su avivamiento por el cual Su pueblo está orando.

Años después, cuando él fue allá a encontrarse con sus hermanos en la batalla, había un gran gigante allá, con dedos de catorce pulgadas [Treinta y cinco centímetros y medio.--Traductor]. Y él alardeó, y dijo: “Ahora dejen que alguien venga a pelear conmigo. Si me pueden derrotar, me rendiré; y viceversa, y nosotros serviremos”. Quienquiera que se rinda será, por supuesto, será el que pierda.

De esa manera le gusta al Diablo hacerlo. Cuando él piensa que le lleva ventaja a uno, le dirá: “Tú no te puedes salir con la tuya con eso. Tú no puedes predicar sanidad Divina en la iglesia Metodista, iglesia Bautista”. Pues, Uds. predicadores Metodistas simplemente echen mano de Dios una vez, y averigüen si Uds. pueden o no. Ajá. Uds. nunca lo van a lograr con su teología que ellos enseñan. Uds. tendrán que echar mano de Dios y saber que El es.

Dios en Nosotros

«
Next
Entrada más reciente
»
Previous
Entrada antigua

No hay comentarios:

Dejanos un comentario




Top