Mensaje de la Hora

William Marrion Branham Profeta y Mensajero

Noticias Branham

Secciones Branham

Mensajes Mp3 William Branham

Mensajes PDF William Branham

Videos William Branham

Testimonios

Aquel Día En El Calvario William Marrion Branham

Aquel Día En El Calvario MP3 - William Marrion Branham

60-0925

Cita del Mensaje de William Marrion Branham:
Aquel día fue el golpe mortal para el poder de satanás. Concluyó todo. Y yo lo puedo ver a El allí. El era el Cordero del Edén, desde la primerísima sombra que salió de El, cuando Abel por fe ofreció a Dios un sacrificio más excelente que Caín.

El debió de haber atado una vid en el cuello del cordero, lo llevó a la roca, tomó una piedra en su mano como una lanza, tiró su cabecita hacia atrás y lo cortó y lo tajó hasta que murió, y su lana se bañó con su propia sangre. El se revolcó en su propia sangre.

Eso era una sombra. Pero aquel día en el Calvario, no fue un cordero de esta tierra, sino que fue el Cordero de Dios el que estaba muriendo, revolcándose en Su propia Sangre. El fue tajado, cortado, golpeado, escupido, golpeado fuertemente, abofeteado, y todo, por el mundo, y la Sangre cayendo de Sus guedejas.

Cuando el cordero de Abel murió, murió hablando en un lenguaje que Abel no podía entender. Estaba balando. Y cuando el Cordero de Dios murió aquel día en el Calvario, El habló en un lenguaje que nadie lo entendió: “¡Dios mío, Dios mío!, ¿por qué me has desamparado?” Era el Cordero de Dios tajado a pedazos, cortado a pedazos.

El era el mismísimo Cordero que Abel tenía en mente, cuando él vio la Simiente prometida de la mujer. El era el Cordero que Daniel vio que fue “cortada de la montaña sin manos”. El era la “rueda en medio de rueda” para los profetas. Todo lo que ellos habían visto previamente fue cumplido en aquel día, en aquel día en el Calvario. Eso produjo la gran cosa. Eso quebró el espinazo de satanás.

Primero: deberíamos buscar qué significó aquel día. Segundo: deberíamos ver qué ha hecho aquel día por nosotros. Ahora... qué hizo por nosotros. Ahora, tercero: miremos qué debemos hacer nosotros por aquel día, qué debemos hacer nosotros.

Primero: lo deberíamos examinar, porque es un gran día, el más grande de todos los días. El precio del pecado fue concluido. El poder de satanás fue roto. Y ahora queremos ver qué deberíamos hacer en respuesta.

Ahora en respuesta... Cuando Jesús murió en el Calvario, en el Calvario aquel día, El no solamente pagó el precio por nuestros pecados, sino que también pagó el precio e hizo un camino para que nosotros lo pudiéramos seguir a El. Pues nosotros, siendo los Adanes caídos que han sido redimidos (así cómo el Espíritu guió a Adán, al primer Adán, por el Espíritu que tenía control de toda la naturaleza), entonces nosotros, el segundo Adán... o mejor dicho, el hombre de la tierra, que ha sido redimido por Cristo desde aquel día en el Calvario, lo puede seguir a El.

Ahora, cuando El murió en el Calvario, El abrió un camino. El entregó Su Espíritu, el Espíritu Santo, al cual envió de regreso a la tierra para que Uds. y yo viviéramos por El. Eso es lo que el Calvario significa para nosotros: seguirlo a El.

Primero: examinarlo, ver qué hizo por nosotros. Y ahora, ¿qué deberíamos hacer nosotros tocante a ello? ¿Qué deberíamos hacer Uds. y yo? Ahora, decimos: “Bueno yo–yo aprecio eso. Está muy bien”. Pero lo tenemos que aceptar. Y para aceptarlo, es aceptar Su persona, Cristo, en nuestros corazones. Entonces somos libres de pecado. Por lo tanto, no hay cadenas de pecado colgando de nosotros en lo absoluto. Dios... como si nunca hubiéramos pecado.

El Sacrificio perfecto nos hizo perfectos. Pues Jesús dijo: “Sed, pues, vosotros perfectos, como vuestro Padre que está en los Cielos es perfecto”. Entonces no hay nada más que hacer, sino que somos hechos perfectos en la Presencia de Dios.

Ahora, ahí es en donde perdemos nuestra posición. Si no vigilamos, si procuramos mirar hacia el pasado a lo que éramos; pero mientras miremos al pasado, a lo que éramos, el Sacrificio no significa nada para nosotros. ¡Oh!, ¿no lo pueden ver, iglesia? Yo no–yo no intentaría el trabajo; yo no puedo, y ni tampoco Uds. pueden. No hay necesidad de intentar. Uds. están perdidos para empezar, mientras miren a lo que Uds. han hecho. Pero no miren a lo que Uds. han hecho, sino miren a lo que aquel día en el Calvario hizo por Uds.

Pagó su precio; concluyó la cuestión. Sus pecados siendo como la grana son tan blancos como la nieve; siendo rojos como el carmesí, son tan blancos como la lana. Entonces Uds. no tienen pecado. Uds. están perfectamente sin pecado. No importa lo que Uds. hicieron o lo que Uds. hagan, Uds. todavía están sin pecado. Mientras hayan aceptado a Jesucristo como su Salvador, sus pecados son perdonados. Todo lo que es perdonado, es remitido, y se ha olvidado al respecto.

Entonces, ¿qué es lo que hace? Les da a Uds., después de esa condición, Su Espíritu para que lo sigan a El, y hacer lo que El hizo para otros que están siguiendo adelante.

El sólo fue un solo Hombre, el Hombre perfecto. El dio Su Vida, y El fue un ejemplo para Uds.

Ahora, ¿qué debemos hacer? Ahora, la primera cosa que yo quiero decir, es que Jesús nunca vivió para Sí mismo. Su Vida fue empleada para otros. Eso es perfectamente Vida Eterna. Cuando Ud. dice que va a la iglesia y hace cosas buenas, eso está bien. Pero cuando Ud. vive para sí mismo, Ud. no tiene Vida Eterna. Vida Eterna es vivir para otros.

Eso lo probó cuando vino en el Cordero de Dios. El vivió y tuvo Vida Eterna porque El no vivió para Sí mismo, El vivió para otros. Y Ud. recibe Vida Eterna por medio de recibir aquel día, y Ud. ya no vive para Ud. mismo. Ud. vive para otros.

Alguien dijo: “¿Cómo puede Ud. tolerar y dejar que cualquiera lo llame a Ud. nombres tan malos?” Uds. no viven para Uds. mismos. Uds. viven para otros, para que puedan redimir a ese hombre. Uds. llegan a ser hijos. Y el problema de eso, es que la iglesia ha olvidado que ellos eran hijos. Uds. son hijos. Uds. están tomando el lugar de Cristo, Uds. son hijos. Así que no vivan para Uds. mismos, vivan para otros.

Dios en Nosotros

«
Next
Entrada más reciente
»
Previous
Entrada antigua

No hay comentarios:

Dejanos un comentario




Top