Mensaje de la Hora

William Marrion Branham Profeta y Mensajero

Noticias Branham

Secciones Branham

Mensajes Mp3 William Branham

Mensajes PDF William Branham

Videos William Branham

Testimonios

Hombre Llamado Por Dios William Branham Mensajes

Hombre Llamado Por Dios MP3 - William Marrion Branham

58-1005e

Cita del Mensaje de William Marrion Branham:
Permítanme decirles algo ahora. Un hombre que haya probado de Dios alguna vez, no va a estar dispuesto, o, no podrá apagar su sed en una cisterna hecha por el hombre. No lo puede hacer. Allí, toda su teología que tenían allí en la escuela de los profetas, no apagaría la sed de ese hombre de Dios, quien había gustado de Dios.

Y ellos siguieron persuadiéndolo. “Oh, tú deberías quedarte aquí. Y, pues, en seis semanas te podríamos dar tu Ph.D. Y tú sabes que no pasaría mucho tiempo para que tomaras como cuatro años de entrenamiento aquí, y te podríamos dar el derecho de predicar. Tú sabes, si has resultado bien, te enviaríamos fuera en nuestra denominación”. Eso no satisfará a un hombre de Dios. “Te entrenaremos para que seas un ministro, si tan sólo te quedas con nosotros como cuatro o cinco años aquí”.

El no tenía tiempo para esa clase de cosas. El estaba en camino a esa Fuente. El ya había ascendido por encima de eso. El ya había gustado del Cielo en su alma.

Y él dijo: “¿Sabes que tu cabeza va a ser quitado?”

Y escuchen lo que él dijo. “Sí, yo lo sé. Pero callad”. En otras palabras: “Ahorren sus palabras, no traten de decirme sobre ello. No traten de decirme qué estoy haciendo. Yo sé adónde voy y detrás de qué ando”. [El Hermano Branham aplaude tres veces.--Editor]

Dios, nos dé hombres así, hombres entrenados por Dios que saben que no deben desviarse en pos de esto ni desviarse en pos de aquello.

“Yo sé adónde voy. Y no me hablen sobre ello. Simplemente ahorren sus palabras. No traten de desanimarme, porque no va a servir para nada”.

¡Oh, si la gente por la que se ora tan sólo tuviera tanto valor como ése!

“Oh, los días de los milagros pasaron. Eso no fue real. Tú observa, te vas a enfermar otra vez”.

“Simplemente ahorren sus palabras. No me digan nada al respecto. Yo sigo adelante. El avivamiento viene. Dios lo ha prometido”. Oh, Uds. hijos de Dios, muévanse a esa esfera allá, intrépidos. ¡Intrépidos! Tomen a Dios en Su Palabra.

Dios en Nosotros

«
Next
Entrada más reciente
»
Previous
Entrada antigua

No hay comentarios:

Dejanos un comentario




Top